Specialized S-Works CruX 2022, la gravel más ligera: 7,25 kg y neumáticos de hasta 47 mm

Specialized aumenta las posibilidades de su bici de ciclocross, que ahora coquetea con el gravel ampliando su paso de rueda, pero sin perder sus aspiraciones deportivas con un cuadro sorprendentemente ligero.

Joaquín Calderón. Fotos: Etienne Schoeman

Specialized presenta la nueva S Works CruX
Specialized presenta la nueva S Works CruX

La inmensa popularidad que está adquiriendo el gravel está forzando a todas las marcas a reforzar sus gamas y estamos viviendo un momento en el que al proceso de evolución de la modalidad le ha seguido un desarrollo de novedades que ha desembocado, en varios fabricantes, en la segmentación de las colecciones según las características de cada bici. 

Entre las bicis rápidas, que presumiblemente serán las que veamos a partir de ahora en las carreras menos técnicas y en las de la recién anunciadas UCI Gravel Series, hay una nueva invitada, una Specialized CruX que deja atrás su pasado como bicicleta específica de ciclocross y que abraza el gravel con dos características que la definen: espacio muy amplio en el paso de rueda para permitir el montaje de neumáticos de hasta 47 mm -o 2,1" en el caso de 650b- y, sobre todo, un cuadro hiperligero de apenas 725 gramos inspirado en la Aethos, tanto por sus líneas como por su proceso de construcción con la fibra de carbono idónea en cada zona para evitar superposiciones y peso innecesario, que es el responsable de su comportamiento.

Es la gravel más ligera que hemos probado porque en otras ocasiones, con algunos modelos de ciclocross también muy ligeros, estábamos limitados por las cubiertas, y eso se traslada a que su comportamiento en una pista rápida tiene mucho más que ver con una bicicleta de carretera -y de las livianas- que con una gravel al uso. Si una de las principales atracciones del gravel es rodar rápido por pistas compactas, con la CruX esa sensación se eleva exponencialmente tanto como seas capaz por tu capacidad física.

ETSC8311

El manejo, por esa ligereza, también se asemeja mucho a una bicicleta de carretera, y evidentemente en la parte delantera estás condicionado por un tubo de dirección muy corto, pero en gravel el aspecto crucial para el control es la medida de neumático y con la posibilidad de colocar 42, 45 ó 47 mm ese inconveniente es menor.

La decisión de situar los cables por fuera quizá no les guste a algunos usuarios, pero la reducción de peso a nosotros nos merece la pena -y el mejor mantenimiento de los frenos-, mientras que seguir apostando por un pedalier BSA es de agradecer. Simpleza al límite, sin roscas para portabultos, ni para bolsas ni tampoco para guardabarros ni otros accesorios. Sólo lo básico para rodar al máximo.

Bici completa  (1)

Evolución

Specialized introdujo la CruX con cuadro de carbono en su catálogo a comienzos de la pasada década, en una bicicleta que en ese momento fue una ligera renovación de la TriCross, pero no fue hasta mediados de 2012 cuando apostó decididamente por esta plataforma con el diseño de un cuadro que adoptaba las formas de una Tarmac -lógicamente, con una geometría específica-. El gran momento de la familia CruX llegó en 2012 con Zdenek Stybar, que por entonces ya había sido campeón del mundo de ciclocross en dos ocasiones -2010 y 2011- y había saltado definitivamente a la carretera con Lefevere en el QuickStep en 2011.

ETSC6449
Stybar nos acompañó unos kilómetros durante la presentación de la nueva CruX en Lovaina

Esa temporada el eslovaco estrenó una icónica CruX con pintura rosa y dos años después, en 2014, se proclamó campeón del mundo en Hoogerheide por tercera vez por delante de Sven Nys y Kevin Pauwels. Fue histórico, no sólo para Specialized, ya que fue el último Mundial antes de la dictadura de Van der Poel y Van Aert.

Specialized S Works CruX foto 3

Deportiva

La apuesta de Specialized en la CruX es diferente a la Diverge, que, según la marca, queda como la elección para los que buscan una gravel más versátil y mas cómoda. Es cierto que la Diverge cuenta con el sistema Future Shock, que ofrece hasta 2 cm de suspensión en la dirección y que ha mejorado notablemente en su última versión con la posibilidad de prácticamente bloquearlo, pero durante nuestras pruebas en los alrededores de Lovaina no echamos mucho de menos mayor comodidad

detalle 1

Sí, nuestra ruta más larga fue de poco más de 4 horas, pero las sensaciones de ligereza y agilidad de la nueva CruX son tan exageradas que creemos que merece la pena prescindir del Future Shock si ese es el punto que te hace dudar entre una u otra. La parte trasera nos pareció muy cómoda y absorbente, incluso con las Pathfinder de 38 mm, una cualidad en la que tienen que ver sus tirantes finos y altos -y también la agradable sorpresa del sillín S-Works Romin EVO Mirror-. Otra novedad que la marca ha desarrollado junto a la nueva CruX es el manillar Roval Terra, con una abertura -flare- de 12 grados que permite una postura muy natural cuando nos agarramos en las manetas -diferencia de los modelos con aberturas más exageradas-, manteniendo la ventaja del mayor control al aumentar su anchura en la parte inferior. 

ETSC6377
El nuevo sillín Romin EVO Mirror contribuyó a la sensación de comodidad del triángulo trasero

¿Aethos +?

La primera impresión entre todos los periodistas que estábamos en la presentación cuando descubrimos la bici fue unánime: "¡Es una Aethos con ruedas de mayor tamaño!". Si hasta ahora las CruX se asemejaban a las formas de los cuadros Tarmac, la nueva CruX de 2022 es muy similar a la Aethos, con las evidentes diferencias en la geometría.

IMG 20210924 093730
Busca las 7 diferencias con la Aethos

Las semejanzas no se limitan a las líneas minimalistas, los tubos redondos o los tirantes altos, sino que también se trasladan al proceso de fabricación. Specialized destaca que en la nueva CruX se han aplicado las investigaciones de Peter Denk en cuanto a formas y eliminación de capas superpuestas que dieron lugar a la Aethos. El resultado: un cuadro S-Works de 725 gramos en talla 56 -825 g el de la versión Pro y Expert-, lo que supone una reducción de 150 gramos respecto al modelo anterior de la plataforma de ciclocross de la marca.

detalle 2

Más allá

El anterior modelo de CruX podía montar con seguridad cubiertas de 40 mm nominal, aunque en su lanzamiento en 2017 Specialized defendía que se había desarrollado como una bici de CX; es decir, para 33 mm -el máximo permitido por la UCI-. Ahora, la CruX puede albergar neumáticos de hasta 47 mm gracias al aumento del paso de rueda en la horquilla y, sobre todo, en la parte trasera por el ensanchamiento entre las vainas y los tirantes.

detalle 3

De serie, los cuatro modelos se equipan con cubiertas Pathfinder Pro de 38 mm, un modelo que es ideal para rodar muy rápido en pistas compactas y en carretera por la ausencia de taqueado en la parte central, pero que en nuestra opinión se queda un poco corto para explotar sus cualidades más montañeras. Nuestra elección: Tracer de 42 mm en ambas ruedas; de 42 mm en la delantera y Tracer de 38 o 42 mm en la trasera... o Tracer en 47 mm en ambas si lo que buscas es diversión.

ETSC3412
 

Electrónica

La nueva CruX está disponible con montajes como bicicleta completa en cuatro modelos: S-Works, con grupo SRAM Red eTap AXS; Pro, con SRAM Force eTap AXS; Expert, con SRAM Rival eTap AXS; y Comp, que se ensambla con un grupo mecánico SRAM Rival 1X. Así, todas las opciones se montan con grupo monoplato y las tres versiones superiores con grupos AXS de 12 coronas, utilizando los nuevos cambios traseros XLPR de SRAM que permiten montar casetes 10-44.

detalle 4

Existe la posibilidad de instalar un desviador delantero gracias al anclaje situado en el tubo vertical, pero en ese caso sólo será posible utilizar grupos electrónicos Di2 o eTap, ya que el cuadro no cuenta con orificios ni topes para cablear un desviador delantero de accionamiento mecánico. En todos los montajes se incluyen platos de 40 dientes, una opción equilibrada teniendo en cuenta el rango que nos brindan los nuevos casetes de SRAM, aunque creemos que hubiera sido positivo ofrecer de serie un montaje con doble plato, con Shimano GRX Di2, por ejemplo, para aumentar su polivalencia en carretera.

ETSC2386

Geometría

La gran pregunta, cuando supimos las aspiraciones gravel de la CruX, era cómo podrían afectar estos cambios a sus medidas de bici tradicional de ciclocross, que en la práctica son pequeños: un aumento de 3 mm en su longitud entre ejes, pero manteniendo tanto las medidas de las vainas como el ángulo de la horquilla, mientras que se ha reducido el stack en 6 mm porque el tubo de dirección ahora es más corto -130 mm respecto a los 140 mm anteriores-. También se ha aumentado la altura del pedalier en 3 mm y el alcance es mayor -entre 6 y 13 mm, dependiendo de la talla-.

ETSC2741

Lógicamente, en esta presentación se potenció el perfil gravel de la nueva CruX y no la probamos como en un circuito de ciclocross con curvas muy reviradas, obstáculos, etc. pero la geometría dista poco de las versiones anteriores y en el mercado ya existían bicis de CX con un concepto similar (quizá la anterior Cannondale SuperX). De hecho, la ciclista de Specialized Maghalie Rochette ya la utilizado, y ha ganado con ella, en el circuito de carreras de Estados Unidos, Veremos si Stybar se decide a correr esta temporada -o si Pidcock se decide por Specialized, como este año-.

El juicio

Si la Aethos ha supuesto una ruptura con la tendencia dominante en las bicis de carretera, regresando al placer de pedalear sobre una bici donde la ligereza está por encima de otras cualidades, esta nueva CruX tiene los mimbres para conseguir lo mismo en el gravel. Es la bici más ligera del mercado, y eso se plasma en una conducción en pistas rápidas y en una aceleración que nos traslada a las sensaciones que tenemos cuando rodamos en carretera.

ETSC8586

Es una lástima, como ocurre en la Aethos, que el aumento del precio de la materia prima, los contenedores, etc., hagan que la versión más accesible cueste 4.000 €, una barrera para disfrutar de la gravel que más sensaciones de velocidad transmite en la actualidad. Con esta segmentación entre gravel rápidas, montañeras, etc., y como la moda es cíclica, ahora tiene cabida un modelo que muchos echamos de menos, la preciosa -y simple- Sequoia de acero que la marca americana rescató en su catálogo de 2017, pero que ya no está disponible.

Specialized S Works CruX foto 2

Una de las posibilidades más interesantes, sobre todo para los ciclistas de carretera que busquen una bici polivalente, es la de tener esta nueva CruX como una única bici, una opción, eso sí, en la que se haría prácticamente obligatorio utilizar un grupo de doble plato. Una CruX con dos juegos de ruedas, unas montadas con neumáticos lisos de 30 o 32 mm, y otras con neumáticos con taco de 42 o 45 mm, y tendríamos una bici que en carretera tendría poco que envidiar a las gran fondo (y que sería, con el cuadro S-Works, más ligera que la mayoría) y una gravel con la que divertirnos en los caminos. 

 

Gama completa de la Specialized CruX 2022

Specialized S-Works CruX 12.200 €

Crux 0014

 

Specialized S-Works CruX

La versión tope de gama de la familia de la nueva CruX utiliza el cuadro con carbono más avanzado -de grado 12r-. que pesa 725 gramos. En su montaje encontramos un grupo monoplato SRAM Red eTap AXS con el nuevo desviador trasero XPLR; que permite utilizar un casete 10-44. 

Para las ruedas, la marca de Morgan HIll elige unas Roval Terra CLX, construidas con fibra de carbono, con un perfil de 32 mm de altura y un ancho interno de 25 mm.

 

Specialized CruX Pro 8.000 €

ETSC2409
Specialized CruX Pro

 

Specialized CruX Expert 6.000 €

crux expert
Specialized CruX Expert

 

Specialized CruX Comp 4.000 €

crux comp
Specialized CruX Comp

 

Archivado en:

Los mejores vídeos

Lo más leído

Lo más leído